Reina Valera Bible 1909 (RVR09)
142

Masquil de David: Oración que hizo

142
1 S. 22.124.1-5
cuando estaba en la cueva.

1421CON mi voz

142.1
Sal. 77.1
clamaré á Jehová,

Con mi voz pediré á Jehová misericordia.

2

142.2
Sal. 102Is. 26.16
Delante de él derramaré mi querella;

Delante de él denunciaré mi angustia.

3Cuando mi espíritu se angustiaba dentro de mí, tú conociste mi senda.

142.3
Sal. 140.5
En el camino en que andaba, me escondieron lazo.

4

142.4
Sal. 69.20
Miraba á la mano derecha, y observaba; mas
142.4
Sal. 31.11
no había quien me conociese;

No tuve refugio, no había quien volviese por mi vida.

5Clamé á ti, oh Jehová,

Dije: Tú eres mi esperanza,

Y

142.5
Sal. 16.5Lm. 3.24
mi porción
142.5
Sal. 27.13
en la tierra de los vivientes.

6Escucha mi clamor, que

142.6
Sal. 116.6
estoy muy afligido;

Líbrame de los que me persiguen, porque son más fuertes que yo.

7

142.7
Sal. 143.11
Saca mi alma de la cárcel para que alabe tu nombre:

Me rodearán los justos,

142.7
Sal. 13.6
Porque tú me serás propicio.

143

Salmo de David.

1431OH Jehová, oye mi oración, escucha mis ruegos:

143.1
Sal. 31.1
Respóndeme por tu verdad, por tu justicia.

2

143.2
Job 14.3
Y no entres en juicio con tu siervo;

Porque

143.2
Ex. 34.7Job 9.225.4Sal. 130.3Ro. 3.20Ga. 2.16
no se justificará delante de ti ningún viviente.

3Porque ha perseguido el enemigo mi alma;

Ha postrado en tierra mi vida;

Hame hecho habitar

143.3
Sal. 88.6
en tinieblas como los ya muertos.

4Y mi espíritu se angustió dentro de mí;

Pasmóse mi corazón.

5

143.5
Sal. 77.11
Acordéme de los días antiguos;

Meditaba en todas tus obras,

Reflexionaba en las obras de tus manos.

6

143.6
Job 11.13
Extendí mis manos á ti;

143.6
Sal. 42.263.1
Mi alma á ti como la tierra sedienta. (Selah.)

7Respóndeme presto, oh Jehová que desmaya mi espíritu:

No escondas de mí tu rostro,

Y venga yo á ser semejante á los que descienden á la sepultura.

8Hazme oir

143.8
Sal. 5.3
por la mañana tu misericordia,

Porque en ti he confiado:

143.8
Sal. 25.4
Hazme saber el camino por donde ande,

Porque á ti he alzado mi alma

9Líbrame de mis enemigos, oh Jehová:

A ti me acojo.

10

143.10
Sal. 25.4,5
Enséñame á hacer tu voluntad, porque tú eres mi Dios:

143.10
Neh. 9.20Sal. 51.11,12
Tu buen espíritu me guíe
143.10
Sal. 27.11Is. 26.10
a tierra de rectitud.

1 Acciones de gracias.

2 “Ensalzarte he, mi Dios.”

11

143.11
Sal. 25.1171.20
Por tu nombre, oh Jehová me vivificarás:

Por tu justicia, sacarás mi alma de angustia.

12Y por tu misericordia

143.12
Sal. 54.5
disiparás mis enemigos,

Y destruirás todos los adversarios de mi alma:

Porque

143.12
Sal. 116.16
yo soy tu siervo.

144

Salmo de David.

1441BENDITO sea Jehová,

144.1
2 S. 22.35Sal. 18.34
mi roca,

Que enseña mis manos á la batalla,

Y mis dedos á la guerra:

2Misericordia mía y

144.2
Sal. 91.2
mi castillo,

Altura mía y mi libertador,

Escudo mío, en quien he confiado;

144.2
2 S. 22.48Sal. 18.47
El que allana mi pueblo delante de mí.

3

144.3
Job 7.17Sal. 8.4He. 2.6
Oh Jehová, ¿qué es el hombre, para que de él conozcas?

¿O el hijo del hombre, para que lo estimes?

4

144.4
Job 14.2Ec. 6.12
El hombre es semejante á la vanidad:

Sus días son como la sombra que pasa.

5

144.5
Sal. 18.9Is. 64.1
Oh Jehová, inclina tus cielos y desciende:

144.5
Sal. 104.32
Toca los montes, y humeen.

6

144.6
Sal. 18.13,14
Despide relámpagos, y disípalos,

Envía tus saetas, y contúrbalos.

7

144.7
Sal. 18.16
Envía tu mano desde lo alto;

144.7
Sal. 69.14
Redímeme, y sácame de las muchas aguas,

De la mano de los

144.7
Sal. 18.44,45
hijos de extraños;

8Cuya boca habla vanidad,

Y su diestra es diestra de mentira.

9

144.9
Sal. 33.2,3
Oh Dios, á ti cantaré canción nueva:

Con salterio, con decacordio cantaré á ti.

10Tú, el que da salud á los reyes,

El que redime á David su siervo de maligna espada.

11Redímeme, y sálvame de mano de los hijos extraños,

Cuya boca habla vanidad,

Y su diestra es diestra de mentira.

12Que nuestros hijos sean

144.12
Sal. 128.3
como plantas crecidas en su juventud;

Nuestras hijas como las esquinas labradas á manera de las de un palacio;

13Nuestros graneros llenos, provistos de toda suerte de grano;

Nuestros ganados, que paran á millares y diez millares en nuestras plazas:

14Que nuestros bueyes estén fuertes para el trabajo;

Que no tengamos asalto, ni que hacer salida,

Ni grito de alarma en nuestras plazas.

15

144.15
Dt. 33.29
Bienaventurado el pueblo que tiene esto:

144.15
Sal. 33.12
Bienaventurado el pueblo cuyo Dios es Jehová.